Teléfono
Teléfono:
Llamadas Internacionales:

¿Falta de apetito sexual? Descubre sus causas

Si aprecias que tu libido ha bajado y que tus encuentros no sean tan ardientes o frecuentes, como antes; es momento de evaluar si es por falta de apetito sexual. La pérdida del apetito sexual es un problema que puede afectar a mujeres y hombres a cualquier edad. 

Si bien, el impulso sexual no es igual en cada individuo, existen muchas pistas que te pueden colaborar a identificarla. En este post te explicamos algunas de las causas y tratamientos para aumentar tu deseo sexual.

¿Cómo saber si mi libido o apetito sexual está bajo?

En cualquier momento de la vida un personaje se puede distinguir una disminución en su impulso sexual. Esta situación puede afectar más a las mujeres que a los hombres. 

Artículo Relacionado: Aquí puede comprar Cialis Original al mejor precio de venta online en España

Además, la disminución de la libido puede asociarse a condiciones psicológicas, emocionales y médicas. Si presentas estos síntomas y los mismos afligen la relación que tienes en pareja, acude a tu médico:

  • El nivel de relaciones sexuales con tu pareja ha bajado considerablemente.
  • No sientes interés por ningún tipo de contacto sexual, incluyendo la masturbación.
  • Has comenzado a sentir angustia porque no tienes actividad sexual.
  • Pocas veces tienes fantasías o pensamientos de índole sexual.
  • Los estímulos de tipo sexual como lenguaje e imágenes no te interesan.
  • Solo tienes relaciones para complacer a tu pareja.

Causas de la falta de apetito sexualidad en el hombre

La falta de apetito sexual en el hombre, puede tener diferentes causas que pueden incluso arrancar desde la niñez. En la mayor parte de los registros la atribución de factores mentales como ansiedades, depresiones y estrés, pueden desencadenar una baja en la libido de los varones.

También, es posible que este problema tenga su raíz en enfermedades como poca suficiencia renal avanzada, diabetes o cáncer prostático. Los hombres que experimentan niveles bajos de la hormona testosterona, pueden padecer bajas pretenciones por la sexualidad.

Causas de la falta de apetito sexualidad en la mujer

Aunque es más reiterado que pase la falta de apetito sexual en la mujer. También existen diferentes factores que pueden causarla:

  • Orígenes físicos: Tener dolor durante el sexo y padecer ciertas enfermedades (presión elevada, cáncer, diabetes, problemas neurológicos). Igualmente, engullir algunos fármacos, los estilos de vida, ciertos adicciones (alcohol y narcoticos), una cirugía y el agotamiento físico.
  • Cambios a nivel hormonal: Durante la pre y post menopausia y mientras se está embarazada o en periodo de lactancia.
  • Causas psicológicas: Depresiones, autoestima baja, antecedentes de abuso sexual, problemas de salud mental.
  • Conflictos en la relación de pareja: Falta de comunicación y peleas frecuentes.

Tratamientos para la pérdida de apetito sexual

Son varias las estrategias que recomiendan los especialistas para aumentar la libido en hombres y mujeres, dependiendo de sus causas:

Artículo Relacionado: ¿Comprar Viagra Online? De venta aquí: Génerico y Sin Receta ¡Al mejor precio!

  • Terapia sexual: La terapia individual o en pareja puede ayudarte a determinar los orígenes de la disminución de tu deseo sexual. Igualmente, puedes trabajar en las soluciones a este conflicto que afecta tu relación en pareja.
  • Tratamiento hormonal: Los hombres pueden recibir tratamiento farmacológico para aumentar sus niveles de testosterona. En cambio, las mujeres pueden adoptar soluciones hormonales como la ingesta de estrógenos en pastillas, parches o cremas.
  • Cambiar los estilos de vida: El ritmo de vida que llevas puede cambiar para que te sientas más saludable. Consume una dieta balanceada, elimina los malos hábitos, disminuye el estrés, baja de peso, ejercítate y comunícate más con tu pareja.

Todas estas opciones de tratamiento para aumentar tu libido te ayudarán considerablemente, para que fortalezcas tu relación en pareja sanamente y con plenitud. Recuerda siempre, que lo mejor ante cualquier inconveniente, es consultar a tu médico. Él sabrá ayudarte.